Manerasdevivir.com - Noticias del rock

25 de septiembre de 2022 | Publica tus noticias Mil veces prefiero ser el bocazas que el murmurador

Destacados
Iñaki Uoho
Entrevista
Fito y Fitipaldis
Histórico concierto en San Mamés
El Drogas
Amplía la gira Barricada - 40º hasta junio de 2023
Los Suaves
Se edita el concierto con invitados de 2015 en Oviedo
Uoho
Nuevo disco y gira
Nuevo cantante de La Fuga
Xavi (Distrito Rojo) se une a La Fuga
Boni. Nada más
Vídeo de Marea y toda la información sobre el disco homenaje
Entrevista a Fito
“Antes de que saliera el disco la cabeza me hacía extraños”

Vídeos Recomendados
Descendientes
Rajando el cielo
El Barbas
Dime qué ves!!
Entretiempo
En llamas
Kike Babas y la Desbandá
Darse a la María
Kike Babas y la Desbandá
Darse a la María
Parabellum
Demonios en el jardín
Kaotiko
Evolution
El Cuarto Verde
Salud
Ska-P
Las Flores
Tierra Santa
Pecado de Ángel
Uoho
¿Cómo has perdido tú?
Kaos Urbano
Tú no eres de los nuestros
Robe (Extremoduro)
Yo me quedo contigo aquí

Lanzamientos
Ya a la ventaTako
Charrra
Parabellum
Tierra Santa
Alfredo García
...
Más información

14 Oct
Varios

Redes Sociales
Facebook
Twitter
YouTube

Enlaces a mano
Foto de Boni en HD libre de derechos
10 discos de vinilo para regalar o para tu colección
Gira de Despedida de Extremoduro
Clasificados para músicos
Rap Kinki y Trap
Reportaje
Los Suaves
Especial
Extremoduro
Especial
20 años desde su último concierto
Los festivales y la COVID-19
La fuerza mayor

Grupos
Uno al azar:
Sou Edipo

Publicidad Mdv
Promoción efectiva en Internet. Consúltanos

Histórico
Mp3
Vídeos
Citas y cosas

Colabora
Quieres escribir algo? Alguna noticia?
Somos más de 250.000 usuarios únicos mensuales

Entrevista con Pablo und Destruktion. Otra forma de hacer, otra forma de ser y estar

Agosto de 2015. Por Kike Turrón y Kike Babas

Pablo me recibe en las oficinas de I am Artist de Madrid, en plena Gran Vía. Me dice, tras el saludo habitual, que le han llamado para una exposición sobre arte ruso, y le pregunto por ello, "me gusta la contracultura soviética de mediados de los ochenta, los escritores como Eduart Limónov, a quién le escribí una canción en mi anterior disco". Un artista interesante que, desde luego, no es de esos a los que les gusta trabajar con el corsé del pop rock, ese que obliga y dignifica si se reduce a estrofa, estribillo, estrofa, puente, estribillo, "a veces salen así, pero trato de hacer que la estructura y que letras y arreglos te lleven... alguien me dijo que en este disco que presento, los arreglos eran más psicológicos, no sé, trato de revolver las cosas en las canciones".

En el estilo de Pablo García Díaz (nombre real del músico astur) destaca el uso del spokenword, o sea, el cantar recitando o recitar cantando algunos pasajes señalados de sus composiciones, "antes de tener ningún grupo de música estable, hacía teatro y creo que se nota; fue poco tiempo el que estuve, pero me enganchó y despertó en mí las ganas de hacer un grupo de música". Unos textos dotados de garras y espinas en algunas ocasiones y de fino humor ácido y crudo realismo en otras, letras que se convierten en el eje fundamental de sus creaciones musicales, "le doy mucha importancia a los textos, ahora estoy trabajando en una ópera ruidista que voy a hacer con un chico que vive en Austria (Agustín Castilla, n de a) y que hace música microtonal. Cuando lo escuché, me recordó a Einstürzende Neubauten, Sonic Youth y ese tipo de grupos". Pablo me cuenta que fue Paco Loco quien le hizo coincidir con el atípico guitarrista microtonal en un encuentro de creadores que financió la Fundación Autor. Enseguida surgió el flechazo que, por lo visto, va a tener una segunda parte.

Pablo me dice que, hasta ahora, él es quien, además de escribir las letras, compone las músicas, aunque a partir de ahora y tras este disco, desea que la cosa cambie y su recién bautizado grupo de músicos, La Tribu del Trueno, se puedan implicar más en la composición musical y arreglos de los temas, "este disco es una transición, llevaba todo muy mascado y ellos apenas pudieron aportar, pero sí pusieron su acento y para la siguiente estarán más dentro".

Su anterior trabajo, Sangrín (Discos Humenates, 2014), impresionante, curioso y definitorio artefacto, lo había grabado por pistas, ejecutando él casi todos los instrumentos, excepto la batería, pero para este nuevo disco ha decidido juntarse a ésta, su Tribu del Trueno, "ese anterior disco lo presenté en directo con músicos y la cosa cambiaba, claro, por eso he querido grabar este disco con los músicos que vendrán en directo a las presentaciones".

Este disco fue grabado bajo la supervisión de Ángel Kaplan, las sesiones, se llevaron a cabo en directo, en un enorme caserón rural de Asturias, fueron tres días de grabación, y de ensayos nos dimos quince, todo muy claro y muy rápido, así ha sido". Pablo me dice que Ángel Kaplan es para él una referencia, un tipo que ha tocado con los Cynics y Doctor Explosión, por ejemplo, un tipo con el que se entiende muy bien, "en este disco me quería acercar más a su campo, Kaplan tiene grabados discos de pop orquestal sesentero alucinantes, en la onda de Serge Gainsbourg o Lee Hazelwood, y yo quería algo de eso para este nuevo disco, a él eso le pilla muy cerca; es mi productor de confianza".

Bromeamos con la participación de los músicos en sus composiciones y le hablo de las letras, los textos de las canciones, "ahí ni se plantea el tocar una coma, y soy muy celoso con la música también, ja, ja, ja". Al haber mucho texto en sus canciones, a veces denso, siempre atractivo e interesante, Pablo tiene que captar la atención de la gente en sus shows, que no son de bailar y cantar estribillos con la cerveza en ristre, "hago una misa cada vez que toco, e intento de muchas maneras racionales, y de otras no tan racionales, captar la atención del público; controlo gestos, cadencia de voz, silencios, en fin, es algo que me ha costado trabajo ir desarrollando en estos años, pero que ahora hago con mucha soltura". Aunque en sus discos también hay música accesible, temas más normales, o cercanos al pop rock, "esos son los que más me cuesta componer, los que son aparentemente más sencillos, lo más natural para mi es soltar una parrafada y rodearla de ruidismo, ese es mi elemento, es mi materia, pero también doy de lo otro... es como si doy con una canción una caricia y con otra una bofetada, caricia, bofetada, caricia, y así el público no se va de la sala".

Toques de electrónica, un marcado germen rockero, arreglos de cuerda, pero muchos más elementos son los que juegan en el tablero de Pablo Und Destruktion, "como no tengo una formación estricta musical, me dejo guiar por la intuición, por lo que provoca, o trato de enfrentar cosas y ver qué resulta, muevo los elementos, busco equilibrios, pero no me decanto por nada, nada tiene que ser una fórmula perpetua". Queda claro que Nick Cave es una referencia para Pablo, le pregunto si Javier Corcobado podría ser otra, "es un mismo camino, aunque lo he escuchado poco y muchas veces no acaba de gustarme, quizá por algunos pasajes de sus letras, pero el enfoque es el mismo; lo he hablado con Nacho (se refiere a Nacho Vegas, con quién tiene mucha amistad, ambos vecinos asturianos y compañeros de sello, n de a) muchas veces, por eso lo de la Tribu del Trueno, es ese Trueno el que desata las canciones, ese golpe creativo que te da una patada y que hace que brote algo, sea una película, una canción o un cuadro".

En las canciones de Pablo suele haber una grieta de trágico humor, un hueco por el que volcar una fina ironía que, en ocasiones, podría doler, "la tragicomedia, meto muchas veces puntos de humor en mis canciones para que cuando llegue la parte trágica lo sea aún más, si te mantienes abajo todo el rato la cosa se vuelve triste, te acostumbras y ya no te importa... los humanos somos así, nos meten en un campo de concentración y nos acostumbramos, nos meten en la Mansión Playboy y nos acostumbramos, por eso marco distancias, si una persona dulce se enrabieta, su rabia es mayor que la de una persona que siempre está enfadada". En ese sentido, nos interesamos por su manera de trabajar, "soy de los que planto el huevo, pasa un mes en que le doy vueltas en la cabeza y un buen día llega la inspiración y sale en cinco minutos, alguna ni la escribí en papel". En ese sentido, nos habla de su faceta como cantautor experimental, una faceta que desarrolla más allá de nuestras fronteras, alcanzando a la vieja Europa, "fíjate que por ahí, por Europa, entienden mejor este concepto experimental pues llevan desarrollándolo desde los años 70, aquí no ha habido de esto pero en Austria, Suiza o Alemania, que lo que más frecuento, se lleva haciendo años y lo reciben muy bien, tienen un underground muy bien amueblado, aquí, en España, el franquismo eliminó todo eso; por Europa se lleva mucho este tipo de trovadores, como yo, que ya sea acompañándose de electrónica, teatro, guitarras o lo que sea, desarrollan un concepto. Además, se hacen programas de mano para repartir entre los asistentes y que entiendan lo que digo".

Terminamos preguntándole por si esta afición a escribir le ha llevado a plantearse hacer algo más largo, como escribir un poemario o algo de prosa, "entre los miembros del grupo estamos haciendo un fanzine, en fotocopia, nada de online, nuestro lema es: no difundas, no compartas, no comentes... lo mismo hacemos una editorial, todos están liados con cosas, así que es probable que saquemos esas inquietudes de algún modo, me llenaría de orgullo y satisfacción, je, je".

Por Kike Turrón y Kike Babas

Buscador
Publicidad
Publicidad - Backline Producciones
Publicidad - GSR Producciones
Publicidad - Nuevo disco de Kaotiko
Publicidad - Sin Domesticar - Nuevo disco de Isabel Marco